Hugo Neira

Hugo Neira

Lima, la derrota de los Orcos

No se disipan las amenazas de cierre del Congreso

Lima, la derrota de los Orcos
Hugo Neira
19 de septiembre del 2018

 

Qué día el lunes pasado. “Vizcarra plantea cuestión de confianza por reformas”. La argumentación del presidente es constitucional. Lo escuché el domingo en ATV Noticias. Se dirige al Congreso, y “confianza” quiere decir entonces: “la aprobación de las cuatro reformas políticas y de justicia planteadas al Parlamento y convoca a una legislatura extraordinaria para el miércoles 19 de setiembre”.

Dado la gravedad, resolví dejar de lado mi plan de escritura y seguí los acontecimientos en los canales. Y llamé por teléfono a unos pocos amigos, a esos que tienen la cabeza clara. Pero como la cosa era larga, por momentos, alternaba el rollo de cada entrevistado con el seguimiento de una película inspirada en la obra de Tolkien, El Señor de los Anillos. Como sabrá el amable lector, J. R. R. Tolkien, profesor de lenguas en Oxford, se interesó por las mitologías germánicas. E inventa “la Tierra del Medio”, y al hobbit, a partir de leyendas, y se vuelve el padre de la fantasy moderna. A ratos escuchaba, cambiando de canal, los acontecimientos en Lima. El Congreso consideraba que la cuestión de confianza es para ejes de política general. Y en cambio, invitaban al premier César Villanueva y al gabinete. A las pocas horas, el presidente Vizcarra y el premier insisten. A ratos, el mundo sombrío y lleno de enigmas de Tolkien. Seguía al gentil pueblo de los hobbits rurales y sus aventuras, en contra de sus deseos de volver a su aldea. La obra es una trilogía, en la que hay guerras pero también anillos mágicos, reyes y magos, y hechiceros malos y hechiceros buenos.

Como dice el martes el editorial de El Comercio, habían “menudeado los presagios apocalípticos sobre el futuro inmediato de nuestro sistema político”. Entre tanto, en la Tierra Media, desfilaban los pequeños hobbits, los orcos, enemigos de los seres humanos, y elfos y magos. En Lima, la sensación de que se cerraba el Congreso fue un sentimiento que transversalmente tocaba a gente diversa: periodistas, políticos, ciudadanos. Y esa tarde, escuché a Úrsula Letona y su teoría de lo confrontacional que oculta otros problemas; supongo que se refería al paquete de Lava Jato que se viene. A Violeta, que ya contaba que del 2016 al 2021, mismo régimen. O sea, o aprueban o chaú. A Marisa Glave: “Si en un mes y medio no han podido resolver cuatro proyectos de ley, no tiene sentido que siga abierto [el Congreso]”. Ciertamente, no se puede hacer esas reformas apresuradamente. Sin llegar a decir que son unos “proyectos mamarrachentos” (Rosa Bartra). Cierto, los parlamentarios habían avanzado un par de reformas, la del CNM y la bicameralidad. Pero si es así, ¿por qué no lo dijeron?! La política también es póker. Se durmieron. Como hubiera dicho Julio Hevia, “¡Habla, jugador!”

En fin, tras la reunión de voceros de bancadas en Palacio, y con presencia del presidente y el premier, se logró el triunfo de la racionalidad. Sin embargo, la conclusión a la que llegué es que para entender la política peruana, llena de racionalidades envueltas en magias negras, el Perú actual está más cerca de Tolkien que de Jorge Basadre. Abundancias de hechiceros y dragones que echan fuego por la boca.

Un ejemplo, Jacqueline Fowks. En España, y en el diario El País, su artículo lleva este título: “Vizcarra amenaza con disolver el Congreso si no se aprueban sus reformas”. Y firma como corresponsal. ¡Qué fresca es usted, señora! Hemos escuchado el mensaje del presidente y en ningún momento se le escucha la palabra “disolver”. Sin duda la posibilidad de otro cierre del Congreso estaba en el ambiente, pero eso no es lo que dijo. Por el amor de Dios, eso es una interpretación. Usted pone en boca de personas lo que ellas no dicen. Lo suyo es una falta ética y profesional. Deja mal a nuestro presidente.

Amigo lector, ¿sabe cómo toman al Perú después de esta contracampaña peruana de la señora Fowks? Nos toman como una “república bananera” que ama tener dictadores. ¿Lindo no? Por cierto, los capitales van a tener unas enormes ganas de invertir en un país tan estable y confiable. Ni en la Argentina que está hasta el cuello, a alguien se le ocurre que lo mejor es cerrar el parlamento.

En el discurso del presidente Vizcarra, confieso que me impresionó que habían pasado ya 40 días. Acaso por eso, el presidente acompañaba su discurso con otro. El gestual. Vizcarra estaba enojado. En el correr del día, mi mujer, Claire, me sale con una cosa subjetiva. “Lo que pasa es que es ingeniero”. No le presté mucha atención, y en el correr de los acontecimientos, esa observación fue creciendo. El factor humano, cuándo no, interviene también en la política. De modo que, quieran o no, Vizcarra ante los ciudadanos, es el que les ha dado cuerda. Eso les pasa por encerrarse. Querer hacer leyes bien hechas, es justo, pero no tiene nada que ver con la impaciencia ciudadana. ¡Les falta calle a los del Congreso!

Así pues, entre agitación y sorpresa, estuvimos al borde de un cierre de parlamento, ante la transformación de un ciudadano demócrata en patente de tirano —por eso lo han aplaudido—. Y una vez más, el aplauso del populorum y casi la victoria de los orcos sobre los humanos y sus aliados, enanos y elfos. Por el momento es la paz, “Congreso acelera debate para aprobar las reformas” (El Comercio). El editorial mismo es un respiro: “Al día siguiente”. “La racionalidad se abrió paso, puesto que la pérdida de uno de los sectores en pugna significaría a la larga la derrota de los dos”. Pero los orcos no actúan de esa manera, Juan José. Los flechazos de los hobbits y los de los elfos, ante los que complotan, no son suficientes, puesto que ocupan el “Bosque cerrado” y los “Puertos grises”. Todavía “la grieta del Destino” sigue abierta.

 

Hugo Neira
19 de septiembre del 2018

NOTICIAS RELACIONADAS >

Magia negra y política criolla

Columnas

Magia negra y política criolla

  Qué placer, y a la vez dificultad para decir lo que nos...

15 de octubre
Babel limeña, entre auctoritas y potestas

Columnas

Babel limeña, entre auctoritas y potestas

  En la mañana de este domingo, me preparo como cualquier...

08 de octubre
Conversando con Renato Cisneros

Columnas

Conversando con Renato Cisneros

  Me llamaron del programa «Nada está dicho»....

01 de octubre