Giovanna Priale

Giovanna Priale

¡No hay justificación!

Faltó prevención frente a este fenómeno climatológico

¡No hay justificación!
Giovanna Priale
17 de marzo del 2017

Faltó prevención frente a este fenómeno climatológico

Y regresó un fenómeno climatológico que inundó las calles y los campos de cultivo de distintas regiones del país, que esta vez afectó a costa, sierra y selva. Según nos dicen los expertos, y conforme podemos ver en televisión, es un hecho absolutamente inédito por la fuerza de las lluvias y de los huaicos. Sin embargo, vale la pena ser realistas y hacer la autocrítica que nos corresponde. En 1983 se produjo el Fenómeno de El Niño y golpeó al país, afectando a la población de manera crítica. Impactó en la actividad económica y redujo el crecimiento del PBI en por lo menos 1% a 1.5%.

Pero hoy no hay justificación. Existe un mapa de riesgos, ¡sí!, no es un evento inesperado. Se podría haber asignado probabilidades de ocurrencia a este evento climatológico y, sobre todo, podríamos hoy día contar con una infraestructura de mitigación de riesgo potente. Es decir, tener un sistema de alcantarillado básico (como existe en Bogotá o Santiago de Chile), en la costa para evitar el desborde de lluvias; o un tratamiento de las cuencas para evitar el elevado riesgo de los huaicos en la Sierra.

Además, existe el seguro catastrófico, ¡sí, existe! Con este seguro, hoy día los gobiernos regionales y locales (y el central) que hubiesen construido la infraestructura necesaria, y además hubiesen impedido que la población viva en zonas de alto riesgo, podrían pedirle a las empresas de seguros y a las reasegurados (como ocurrió en el terremoto de Chile) que le pongan la plata al Ejecutivo para que se recuperen las obras perdidas (incluyendo colegios y hospitales) y le paguen a los pobladores el dinero perdido por las casas destruidas o la cosechas inhabilitadas.

No hay justificación alguna para que —pretendiendo ser parte de la OECD en el 2021— seamos tan irresponsables de no hacer lo que nos toca, por nuestro país y por nuestra población. Hoy no hay disculpa alguna para que nuestros niños, a los que debemos cuidar, estén viviendo en medio del agua mezclada de las lluvias y del desagüe, que han inundado las comunidades más vulnerables de las regiones afectadas.

Hoy hace falta un compromiso real del Estado con el sector privado para: 1) estudiar el mapa de riesgos; 2) priorizar el dinero en obras de infraestructura para el desarrollo de los sistemas de alcantarillado y el tratamiento de las cuencas; 3) identificar las poblaciones vulnerables, sea frente a un fenómeno de El Niño o a uno telúrico; 4) contar con un seguro catastrófico que nos permita reconstruir con el dinero que nos paguen las reaseguradoras, y así mitigar el impacto de los eventos naturales en la actividad económica. Y estas tareas requieren de un responsable y de un plan de trabajo.

Y sí, pues, no se trata ahora solo de si está o no presupuestado el dinero para atacar la emergencia. Se trata de ser solidarios y empáticos con los miles de peruanos que hoy han perdido sus casas y sus cosechas, y que requieren el apoyo total del gobierno y del sector privado para tener las mismas oportunidades que cualquier otro peruano.

El gobierno se debe a sus ciudadanos, y esto supone saber escuchar, priorizar y actuar: construir la infraestructura, impedir que la población viva en situaciones de alto riesgo y comprar un seguro catastrófico. Esto para que la siguiente vez que la naturaleza nos juegue una pasada tan mala como esta, nos encuentre con los pantalones bien puestos. ¡Porque primero es el Perú!

Giovanna Prialé Reyes

Giovanna Priale
17 de marzo del 2017

NOTICIAS RELACIONADAS >

Thaler y la economía del comportamiento para los peruanos

Columnas

Thaler y la economía del comportamiento para los peruanos

Posibilidades de desarrollo de nuevos instrumentos   Nuestro &u...

20 de octubre
Noticias que no venden

Columnas

Noticias que no venden

A propósito del bono demográfico   Luego de una ...

13 de octubre
Un sistema de pensiones de reparto y su aproximación al esquema de Ponzi

Columnas

Un sistema de pensiones de reparto y su aproximación al esquema de Ponzi

Construir un modelo sostenible y competitivo para las siguientes gener...

06 de octubre

COMENTARIOS