Nancy Arellano

Nancy Arellano

¿Fujimori versus Fujimori? Divide y vencerás (Parte II)

Sobre el llamado neofujimorismo

¿Fujimori versus Fujimori? Divide y vencerás (Parte II)
Nancy Arellano
10 de January del 2018

El 26 de julio de 2017, en este mismo portal, publiqué un artículo en el que especulaba sobre el futuro del fujimorismo*. Inicié escribiendo: “Aunque a muchos pueda sorprenderlos, molestarlos, causarles gracia o asco, supongamos que Kenji va por los votantes ‘antikeiko’ y los ‘descorazonados’ por PPK, Vero y Humala. Y que además pretende llevarse al fujimorismo fundacional de Fuerza Popular". Hoy muchos verán que varios de los señalamientos que hice parecen haberse cumplido o estar en pleno desarrollo.

Kenji, en efecto está buscando resignificar al statu quo de la política peruana al pretender “conquistar a los antifujimoristas lights (los evangelice por descarte) y tome a los progres urbanos como séquito con su cover de ‘Todos somos minoría’. Supongamos que Keiko se queda con el fujimorismo fuerzapopulista (el suyo que, insisto, es establishment) y Kenji, paradójicamente, con buena parte de los albertistas y otro tajo de los antikeiko”.

El discurso del “hijo fiel” está calando. A ello se suma el reciente escenario de “salvadores de la democracia del Perú”, al evitar la vacancia de PPK y llamar a la “reconciliación”. Resultó en el fujimorismo de consenso que, progobernabilidad del país, logra con un 56% la aceptación del indulto humanitario del “papá de Kenji”. Literalmente ya estamos ante un fujimorismo con “suficiente rivalidad y espacio para maniobrar, negociar y zanjar”. Ya lo demostró.

Hacia el fujimorismo 3.0 o neofujimorismo

Kenji, insisto con la tesis, se plantea como la fórmula de síntesis entre el fujimorismo garante del liberalismo económico y la mano dura contra la delincuencia (aspiración emocional actualizada de la mentalidad “antiterrorista”) pero con los rasgos humanizados de un marketing 4.0 (a lo Kotler) y el relato (video y foto relato) de “congresista en tierra”. ¿Neofujimorismo a la vista?

Como señalé el año pasado “Kenji Fujimori pretende ser el rostro del fujimorismo 3.0. El final del proceso de la ‘tesis’ de Alberto, la ‘antítesis’ de Keiko. Y finalmente Kenji se presenta como la síntesis, la maduración del fujimorismo como ideología de una derecha popular". Muy cómoda de seguir por los fujimoristas hard y light y para los antifujimoristas light y antipartidos. Las exigencias de la “kenjibancada” son claras: una reestructuración de Fuerza Popular, una limpieza de “asesores” indeseados y el reposicionamiento de fuerzas internas. Peticiones que cualquiera hubiese hecho a Alberto en 1998.

La pregunta que hice en aquel entonces sigue latente: ¿Se divide el fujimorismo o se busca dividir al antifujimorismo? Apostaría por pensar en ambas opciones: se dividirá al fujimorismo y al antifujimorismo logrando las emociones del fujimorismo 3.0 o neofujimorismo, impregnado de características tradicionales/esenciales, en virtud de “orden y política de servicio”; así como la afrenta al “fuerzapopulismo” como representación del fujimorismo tardío (criticado y criticable por muchos), oscuro, autoritario y poco dialogante. Este a su vez se seguirá presentando como el fujimorismo postfujimori, el creado por Keiko, que logró aglutinar y concertar las fuerzas del fujimorismo de los noventa. Sin embargo, en esta escisión más gana el neofujimorismo que el postfujimorismo.

 

La creación de este relato divorciado de las percepciones masivas del fujimorismo y la asunción de actitudes tradicionalmente antifujimoristas por parte del neofujimorismo —tales como la defensa de las minorías, la actitud conciliadora, el appeal millennial cosmopolita en gráficas y mensajes—, así como el uso intensivo y abierto de las redes sociales, la apertura a la vida íntima y la "indisciplina" como actitud de "fidelidad a principios" por encima de todo, dan al ala de Kenji puntos interesantes en la creación de una agrupación (no sabría si decir partido) de quinta generación/neuronal.

El principialismo que busca esbozar Kenji escribe un relato ideológico del cual siempre se deslindó el fujimorismo, con lo cual zanja la brecha “pragmática y utilitaria” que sentaba la impronta del líder único y de los miedos totalitarios y oscuros. En este sentido podría verse, de continuar por esa vereda, una superación muy PP referente al relato franquista, del propio fujimorismo. ¿Logrará el menor de los Fujimori seguir con los “Avengers”? ¿O será solo una edición especial?

Seguiremos elucubrando.

Nancy Arellano
10 de January del 2018

NOTICIAS RELACIONADAS >

El desgaste del fin del poder

Columnas

El desgaste del fin del poder

  “La política debería ser la profesi&oacute...

09 de November
Recomendaciones a AMLO para que México no se convierta en Venezuela

Columnas

Recomendaciones a AMLO para que México no se convierta en Venezuela

  Ganó Andrés Manuel López Obrador (AMLO). ...

04 de July
¿Tu candidato conquista por una noche?

Columnas

¿Tu candidato conquista por una noche?

  Toda gran campaña política reescribe las reglas;...

08 de June

COMENTARIOS