Víctor Andrés Ponce

LA COLUMNA
DEL DIRECTOR >

La explosión nuclear del indulto

Surge un nuevo escenario político

La explosión nuclear del indulto
Víctor Andrés Ponce
25 de diciembre del 2017

 

El indulto concedido a Alberto Fujimori era inevitable a menos que en el Ejecutivo se escribiera otra “Historia universal de la infamia”. Hoy, PPK está en Palacio solo porque el ex presidente Fujimori habló directamente con los diez congresistas fujimoristas que se abstuvieron de votar a favor de la vacancia presidencial. En cualquier caso, el indulto es una forma tardía de justicia para un hombre que fue condenado con sofisticaciones jurídicas de la izquierda, a través de un juicio mediático y con una sentencia discutida fuera del tribunal.

La primera consecuencia del indulto es el haber creado una posibilidad de reconciliación nacional. El agradecimiento de Keiko Fujimori al presidente Kuzcynski por el gesto y el pronunciamiento de casi todos los dirigentes fujimoristas revelan el milagro político: el Perú pasa del frustrado proceso de vacancia a un momento en que son posibles los entendimientos. En este proceso, inevitablemente, se deberá considerar que Fuerza Popular en ningún momento hipotecó su conducta política al indulto.

De otro lado, el indulto ha realineado el escenario político nacional: los pronunciamientos condenando la gracia presidencial de parte de Marco Arana y de Verónica Mendoza grafican la desesperación de la izquierda antisistema en general. En los próximos días, la izquierda caviar se alejará del Gabinete y de la bancada parlamentaria pepekausa. Al margen de los legítimos cuestionamientos a la manera cómo se consiguió el indulto, la conducta de las izquierdas desnuda la voluntad antidemocrática de excluir al fujimorismo de cualquier proceso de reconciliación nacional y del sistema democrático en general.

En todo caso por los pronunciamientos de los líderes fujimoristas se ha abierto un espacio ancho y ajeno para los acercamientos entre Ejecutivo y Legislativo y es casi seguro que muchas cosas cambiarán con respecto al perfil opositor de Fuerza Popular. No obstante de allí a que Kenji Fujimori forme una nueva bancada y que dispute el liderazgo de Keiko hay una distancia como de aquí a Marte. Sin embargo no es exagerado señalar que el fujimorismo era uno antes del indulto y que será otro después.

Más allá de las algarabías del antifujimorismo con respecto a la abstención en la votación por la vacancia de diez congresistas, lo que ha sucedido con Fuerza Popular es un caso atípico. El suscrito ha conversado con varios intelectuales y lectores, y no se conocen antecedentes. Imagínense a un ejército que va a una guerra y, de pronto, algunos de los que sirvieron al padre del rey que encabeza la batalla reciben la noticia acerca de que evitando el combate se libera al ex monarca apresado o, en su defecto, se le condena a muerte. Es evidente que ciertos soldados bajarán las armas. Algo de eso ha sucedido en Fuerza Popular. En otras palabras, es un caso que difícilmente se volverá a presentar.

Alberto Fujimori en libertad, con una salud quebrantada, se convertiría casi automáticamente en consejero de su hija, porque sabe que Kenji no está hecho para la política y que en los kenjistas actuales solo existe el resentimiento de la exclusión de Fuerza Popular. Si las cosas fuesen diferentes, si hubiese voluntad política, los kenjistas ya estarían formando un partido y preparándose para las elecciones regionales. A lo mejor el ex jefe de Estado plantearía un jubileo de todas las facciones; pero ante la nueva realidad de Fuerza Popular, aconsejará a Kenji que lo acompañe a pescar. Algo más, ¿alguien en su sano juicio cree que Alberto Fujimori participará de la estrategia antifujimorista de judicializar a su hija y Fuerza Popular sin razones valederas? ¿Por qué se atribuye tantas miserias a los Fujimori?

El indulto, pues, se asemeja a una explosión nuclear en medio de la cruenta polarización política que desencadenó el fallido proceso de vacancia presidencial. Casi todo podría reformularse en la cruenta guerra Ejecutivo-Legislativo que se desarrolla desde las últimas elecciones nacionales.

 

 

 

Víctor Andrés Ponce
25 de diciembre del 2017

NOTICIAS RELACIONADAS >

La “democracia plebiscitaria” aplasta a la política

Columna del Director

La “democracia plebiscitaria” aplasta a la política

  La suma de yerros políticos de Fuerza Popular no solo e...

15 de octubre
Entre “la democracia plebiscitaria” y el golpe

Columna del Director

Entre “la democracia plebiscitaria” y el golpe

  Algunos colegas se alarman ante las aproximaciones que se&ntil...

12 de octubre
La detención de Keiko Fujimori

Columna del Director

La detención de Keiko Fujimori

    De manera increíble, durante la administraci&oa...

11 de octubre

COMENTARIOS