EL MONTONERO | Primer Portal de opinión del país
Telefónica y las obras por impuestos

Economía

Telefónica y las obras por impuestos

26 de Abril del 2017

Un balance de la contribución de la empresa de telefonía

Según un riguroso análisis de la Asociación de Fomento a la Infraestructura Nacional (AFIN) el Perú tiene un déficit de infraestructura que representa alrededor de US$ 160,000 millones. Reducir tamaña cifra es un desafío inmenso, sobre todo para un país que tiene un sistema estatal que ha demostrado su ineficiencia e incapacidad en retiradas ocasiones. No es una exageración sostener que el Estado ha fallado, a pesar de que atravesó un periodo de bonanza económica como jamás tuvo en su historia republicana. No obstante, para cerrar la tremenda brecha es necesario que el Estado involucre al sector privado. Para ello, desde el 2009 se han creado algunos mecanismos para mejorar la construcción de infraestructura; como las obras por impuestos (OxI), mediante las cuales el sector privado puede construir obras de infraestructura de forma rápida y eficiente. De allí que la contribución y la experiencia de la empresa Telefónica ejecutando OxI resulte, sin lugar a dudas, importante.

¿Qué nos dicen los análisis? Desde 2009 —fecha en la que se le permite la ejecución de OxI— hasta ahora, la empresa Telefónica ha ejecutado alrededor de S/ 129 millones en nueve proyectos de desarrollo distribuidos en siete regiones del país. Este esfuerzo ha permitido que más de 1.7 millones de peruanos se beneficien de forma directa con las obras construidas por la empresa. Teléfonica —así como el Banco de Crédito, Southern Perú y otras— está dentro de las cinco empresas peruanas que han utilizado este mecanismo de alianza público privado.

De los nueve proyectos ejecutados hasta el momento, cuatro están dentro del sector de seguridad ciudadana, uno en el sector salud, tres en el sector de innovación tecnológica y uno en educación. Ciudades como Trujillo o Cusco se han beneficiado con la ejecución de las OxI. Por ejemplo, en Cusco, junto a las autoridades locales, Telefónica colocó más de 120 cámaras de vigilancia en la ciudad, entregó logística y empoderó a los efectivos del serenazgo local en el uso de estas nuevas tecnologías. Si el Estado hubiera ejecutado tal proyecto, es completamente seguro que los plazos y el presupuesto habrían aumentado, con el riesgo de corrupción.

Vale resaltar que la empresa se ha comprometido en realizar en el 2017 una inversión de S/ 400 millones, en tanto que para el 2019 los proyectos financiados por OxI serán de alrededor de S/ 1,000 millones. Todo un récord pues la inversión total de OxI alcanzó S/ 200 millones en el 2016. Entre las iniciativas que Telefónica financiará y construirá figuran un proyecto de seguridad ciudadana en Ica (S/ 10 millones), el Hospital Macusani en Puno (S/.96 millones) y un proyecto educativo en Arequipa (S/ 2.3 millones).

La reconstrucción de las regiones azotadas por los huaicos y lluvias abre una oportunidad para la ejecución de más OxI. No obstante, se deben realizar algunos cambios urgentes para que las empresas, incluida Telefónica, puedan invertir mejor y más rápido. Simplificar más los trámites, una mejor coordinación con las autoridades locales y enfocar los proyectos en prevención son algunas de las recomendaciones para acelerar la reconstrucción.

El aporte y la experiencia del sector privado es importante y esencial si el Perú pretende reducir su brecha de infraestructura.

 

Ilustración: Giovanni Tazza (El Comercio)