Manuel Bernales Alvarado

Manuel Bernales Alvarado

Reconstrucción con cambios o ¿cambios para la reconstrucción?

El Estado ha perdido su rol y capacidad de planeamiento territorial

Reconstrucción con cambios o ¿cambios para la reconstrucción?
Manuel Bernales Alvarado
29 de mayo del 2018

 

A pesar de los bombos, platillos, necesidades y expectativas, la “Reconstrucción con cambios” fue un “parto de los montes y un minúsculo ratón”. O peor: casas de cartón vulnerables a la humedad (propia de la costa norte), a precios de mármol de Carrara, y en un asentamiento inicial deficiente; como en el caso de las casas de Varillalito, en Iquitos. Todo se le ha perdonado al Gobierno de PPK; pero el actual, parte medular del primero, como buen católico debe hacer “confesión de boca, propósito de enmienda y satisfacción de obra”. Hacer las cosas bien y pronto cuesta menos y dura más.

El Niño costero del año pasado no ha sido el primero ni será el último. Tampoco los terremotos, huaycos, friajes, tsunamis ni periodos de calor y lluvia que ocurrieron y acaecerán en el largo período del tempo geológico de la Mama Gaia. El actual territorio terrestre y marítimo del Perú es, desde hace milenios, área de alto riesgo multicausal y de reconstrucciones más o menos duraderas, que ha hundido a más de una sociedad, pueblo o grupo humano.

Esto se agrava con el daño y degradación ambiental en el Pacífico, la costa, la sierra y la Amazonía; y peor aún con el calentamiento global y consecuente cambio climático. Este actúa fortaleciendo los círculos viciosos del daño humano y ambiental; y deja pocas pero claras opciones de resistencia, adaptación, planeamiento estratégico y operacional, construcción de buenas soluciones y reconstrucciones. Y estas no pueden ser, en primer lugar, volver al mismo lugar inadecuado, lo que es usual en toda América Latin; ni peor aún hacerlo con pésimos sistemas constructivos o reparativos.

El Estado ha perdido su rol y capacidad de planeamiento territorial, pero hay empresas que sí tienen esa capacidad, además de inteligencia, planeamiento estratégico territorial y consecuente paquete de inversiones de excelencia, con experiencias exitosas dentro y fuera del Perú. Resulta esencial, en el corto plazo, hacer ajustes para las bases de un nuevo sistema de planeamiento estratégico nacional-territorial que norme y ayude ala buenas inversiones, junto con el sistemas financiero, bancario, no bancario y fiscal.

Empresas como Proesmin y su equipo, liderado por el ingeniero Leopoldo Monzón Ugarriza, y una decena de empresas nativas y transnacionales, tienen inclusive “parques” eco demostrativos, en la línea de las recomendaciones internacionales del PNUMA, FAO y UNESCO. ¿Es posible actualizar a los funcionarios y consultores, junto con los gerentes y especialistas universitarios, y no solo Gores, sino también institutos de ciencia nacionales e internacionales?

Mientras se ejecutan proyectos ya revisados, con empresas idóneas, no se debe contratar a redes de privilegio y de poder (incluso ilegales) a nivel nacional, departamental y provincial. Siguiendo el ciclo y turno de las estaciones climáticas del país, se debe y puede hacer calendarios de inversiones; y no según el actor o grupo, o la plata del más fuerte y osado. Pero sobre todo hay que decir con claridad qué es lo que se ha encontrado luego de lograr la renuncia de PPK, para así aterrizar deslindando responsabilidades. Obras, bien hechas y duraderas son amores, y no buenas razones, publicidad ni propaganda.

 

Manuel Bernales Alvarado
29 de mayo del 2018

NOTICIAS RELACIONADAS >

Rebelión en la granja

Columnas

Rebelión en la granja

  Ví una entrevista a Bianca Jagger, ex del Rolling Stone...

13 de junio
Construir mejores industrias extractivas

Columnas

Construir mejores industrias extractivas

  Hay distintas y aún contrapuestas visiones (apolog&eacu...

06 de junio
Autogoles e ignorancia de la ley

Columnas

Autogoles e ignorancia de la ley

  La necesidad de logro, reconocimiento y orgullo está ho...

23 de mayo

COMENTARIOS