Neptalí Carpio

Neptalí Carpio

¿Cómo crear la provincia de Lima Norte?

¿Cómo crear la provincia de Lima Norte?
Neptalí Carpio
14 de abril del 2017

Sería necesaria una modificación de la Constitución

En una reciente reunión, los alcaldes de Lima Norte —Carabayllo, Independencia, San Martín de Porres, Puente Piedra, Los Olivos, Ancón, Comas y Santa Rosa— han acordado plantear al Congreso de la República, mediante un proyecto de ley, convertir a este conjunto de distritos en una provincia. Esta zona metropolitana de la capital, es la más numerosa y reúne en total a 2.75 millones de habitantes, la más poblada de nuestra gran ciudad.

El argumento principal que han señalado los alcaldes es que se requiere separar a estos distritos de la capital limeña porque se ha demostrado que el gobierno metropolitano no aporta apoyo, como es el caso de las emergencias suscitadas por los desbordes del río Chillón y los huaicos. Otro argumento es que constantemente piden reunirse con el burgomaestre limeño a fin de atender diversas necesidades, temas de seguridad y obras integrales, pero que no son atendidos.

El pasado 31 de octubre 2016, se aprobó por unanimidad declarar de interés la iniciativa de creación de la provincia de Lima Norte, propuesta presentada por el alcalde de Independencia y presidente de la Mancomunidad Lima Norte, Evans Sifuentes. A esta iniciativa se suma una anterior, de hace más de diez años, de creación de la Provincia de San Juan de Lurigancho, cuyo expediente se encuentra paralizado en la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM), con todos los estudios técnicos y el proyecto de ley correspondiente.

Quienes impulsa ambas iniciativas deben entender, sin embargo, que no serán viables desde un punto de vista constitucional si no forman parte de una iniciativa más integral, que implica necesariamente modificar el artículo 198 de la Constitución y cuyo texto dice: “La Capital de la República no integra ninguna región. Tiene régimen especial en las leyes de descentralización y en la Ley Orgánica de Municipalidades. La Municipalidad Metropolitana de Lima ejerce sus competencias dentro del ámbito de la provincia de Lima”. Este es el impase normativo fundamental que impide la creación de provincias en el ámbito metropolitano.

La iniciativa de Lima Norte y San Juan de Lurigancho implicaría una modificación de aquel artículo de la carta magna y cuyo texto podría ser el siguiente: “En la Capital de la República se conforma un Gobierno Regional Metropolitano de Régimen Especial, en el marco de las leyes de descentralización y en la Ley Orgánica de Municipalidades. Su régimen de gobierno, competencias y funciones son aprobadas por Ley Especial de la Capitalidad de la República. La gestión integral del territorio de la capital se organiza mediante tres niveles: el Gobierno Regional Metropolitano, las Municipalidades Provinciales y las Municipalidades Distritales”. Esta reforma constitucional implicaría aprobar el Estatuto de Lima a través de una ley de capitalidad, tal como lo han hecho muchas ciudades capitales en el mundo.

No cabe duda que el comportamiento actual del alcalde, Luis Castañeda, expresa de manera cruda el centralismo capitalino, factor principal del desorden actual de la ciudad. Pero ese ADN, muy fuerte en la tradición política metropolitana, de sus ciudadanos e instituciones no puede ser derrotado con una propuesta que atomizaría más la ciudad, creando ingobernabilidad y mayor anarquía. La solución radica de proponer una reforma institucional integral de la capital, convirtiendo la Municipalidad Metropolitana de Lima en Gobierno Regional Metropolitano y a cuyo interior sí podrían crearse las provincias metropolitanas de Lima Norte, Lima Sur, Lima Este, San Juan de Lurigancho y Lima Centro. Esa reforma daría curso también a que por fin el Cercado de Lima tenga su propio distrito, igualmente de régimen especial, por abarcar el Centro Histórico de la Capital, donde están emplazados los principales poderes del Estado.

Hace ya varias décadas ciudades como Quito y Santiago de Chile han instituido, entre el nivel central de gestión de la ciudad y los distritos, las zonas metropolitanas y las provincias metropolitanas como instancias meso e integración sub regional de gestión de esas capitales. Los ocho alcaldes de Lima Norte de Lima deberían tener la inteligencia y audacia de proponer una reforma integral de la capital, a cuyo interior la provincia de Lima Norte sería una de las más importantes.

 

Neptalí Carpio

Neptalí Carpio
14 de abril del 2017

NOTICIAS RELACIONADAS >

La formalización vertical en Lima (segunda parte)

Columnas

La formalización vertical en Lima (segunda parte)

  La informalidad de la propiedad inmueble está aú...

15 de diciembre
La formalización vertical en Lima (primera parte)

Columnas

La formalización vertical en Lima (primera parte)

  Desde hace un buen tiempo economistas, sociólogos y pro...

08 de diciembre
Vocaciones productivas y descentralización

Columnas

Vocaciones productivas y descentralización

  Es en la dimensión económica de la actividad del...

01 de diciembre

COMENTARIOS